Botella 330 cc.

Vayas a donde vayas, siempre es agradable ver algo conocido. Esa botella verde, la estrella roja y la “e” sonriente… son como ese momento en el que un viejo amigo te da la bienvenida. Heineken de alta calidad, fría y refrescante. Disfrutada en todas partes desde 1873.

Cerveza de barril

Estamos orgullosos de que Heineken tenga siempre la misma consistencia, calidad y sabor en todos los países; sin embargo, es importante recordar que a la cerveza no le gusta el aire. Esto afecta a su sabor fresco y definido. Una Heineken de categoría mundial se merece el mismo tipo de protección: una capa firme de espuma. Es un precinto que mantiene el aire fuera y las burbujas dentro para garantizar que puedas disfrutar de su sabor verdadero.

Lata 350 cc.

¿En la playa, en una fiesta o de un lugar a otro? Siente y disfruta en todo lugar un verdadero toque de clase con una lata fría de Heineken, el sabor refrescante que se mantiene a salvo de la luz y el aire. Te garantizamos que la lata guarda la riqueza del sabor equilibrado, la refrescante claridad y un hermoso color dorado en el interior.

Extra Cold

Cuando la temperatura empieza a subir, es el momento de una Heineken Extra Cold. Pide una cerveza tirada suave de la columna congelada. O bien elige una botella muy fría del congelador Sub Cero. Ambas enfriadas a cero grados para refrescar durante más tiempo. ¿Qué mejor manera de mantenerte fresco?

Barril 5 L.

¿No puedes ir a un bar? Haz que el bar venga a tu casa. El Barril carga cinco litros de fresca cerveza Heineken. Solo tienes que poner el vaso, abrir el grifo y servir. ¿Una fiesta? ¿Una parrillada? ¿Un partido? Sirve a tus invitados el vaso perfecto de cerveza Heineken suave y fría.

Botella 1 L.

Para compartir con tus amigos en los mejores momentos. Una Heineken bien fría y la diversión recién comienza.

Síguenos

Facebook Twitter YouTube